Volar con Ryanair y con niños

volar_con_ryanair

Ya te he contado cómo fue el primer viaje de Mini C en avión y los once trucos que he ido descubriendo para volar sola con un bebé. En estos dieciocho meses como madre en Alemania, son muchos los vuelos que he tomado. Primero sola con Mini C y ahora también acompañada, para poder pasar unos días con la familia. Sin embargo, volar con Ryanair y con niños es algo que aún no había hecho y que desde ya te adelanto, intentaré no repetir. Aquí te cuento el por qué.

Volar con Ryanair y con niños

Creo que la fama les precede. No te voy a descubrir nada nuevo. Que si son muy tiquismiquis con el peso (o sobrepeso, mejor dicho). O que si intentan buscar cualquier excusa para cobrar de más. Pero ojo que no todo es malo. Durante la travesía hasta llegar a estar sentados en el avión (porque fue realmente una travesía), también nos topamos con personal muy humano y amable. Todo hay que decirlo.

Las maletas y el sobrepeso

Cuando te dispones a volar con Ryanair y reservas dos billetes para viajar con dos bebés menores de dos años, te corresponde una pieza de viaje gratuita por cada bebé. Esto suele ser para el carrito o la sillita del coche. Además, tienes derecho a un bulto de equipaje de mano de hasta 10 kg, más un bolso o similar. Piensa que también facturas maleta y visualiza la escena. Verás a dos adultos con dos bebés tirando de dos maletones para facturar, dos maletas como equipaje de mano y dos bolsos o similar. Ni una mula de carga, vamos.

Es por eso que muchas familias “renuncian” a llevar equipaje de mano. No porque les sobren los kilos que transportar (viajando con niños veo esta opción bastante difícil), sino porque es materialmente imposible llevar un equipaje que, como su propio nombre indica, lo llevas todo el tiempo a cuestas. Y además, sumar el peso de los niños. Por no hablar de la aventura de entrar al baño a cambiarle el pañal a tu Mini con tanto trasto encima. O de correr tras él por los pasillos de la terminal.

Esto de no llevar equipaje de mano lo llaman en Ryanair una “decisión personal”. Así intentan argumentar que no compensen los kilos de más facturados, por los de menos (o inexistentes) en el equipaje de mano. Así que ya sabes, si te pasas de los 20 kilos en tu maleta facturada, tienes do opciones. Ir sacando la tarjeta a pasear o dejarte el equipaje “sobrante” en el aeropuerto. ¿Que si tuvieras una bolsa a mano sería tan fácil como meter esos kilos ahí y no tendrías que pagar nada? Sí, llevas razón. Pero intentar razonar con el personal de Ryanair que no llevas más equipaje que ése, (aunque tengas derecho a ello), porque resulta imposible viajando con niños pequeños, no funciona. Reconozco que aquí nos confiamos. Nuestra experiencia con otras compañías es que no hay ningún problema en este sentido, ya que valoran los kilos que llevas en un conjunto. Independientemente de cómo los repartas.

La maleta del carrito

Ya hemos tenido la experiencia de que nos han roto la sillita de paseo en el vuelo, así que ahora la facturamos siempre. Para que la compañía aérea se haga cargo de cualquier incidencia, debe de ir en una maleta diseñada para ello. Estas maletas no son precisamente económicas, con lo que ya incurres en otro gasto. Todo sea por salvaguardar la integridad física de un cacharro sin el que, actualmente, no me podría mover con mis Minis.

Esta maleta no suelen pesarla. A menudo nos preguntan el peso que tiene, para que digamos un valor estimado. Pero claro, esta es mi experiencia volando con otras compañías. Si vuelas con Ryanair, es muy posible que la pesen y que incluso te hagan perder aún más el tiempo llamando a alguien de seguridad. ¿Alguien de seguridad? ¿Para qué? Pues eso mismo me pregunté yo. La maleta pesaba 31,5 kilos y según una “experta” en Bugaboos dobles que trabaja en el mostrador de facturación de Ryanair (aplicar ironía al leer), ahí debíamos de llevar “algo más” que un carrito. Según esta chica no era el primer carrito doble de Bugaboo que facturaba y no pesan eso. ¿Cómo te quedas? Yo la verdad es que no me había estudiado previamente las características del carrito y desconocía su peso, pero sabía que no había nada más en la maleta que eso. Desgraciadamente, a esta chica nuestra palabra no le bastó.

Así que, si a la persona de turno de Ryanair se le mete entre ceja y ceja que tú llevas “algo más” que un carrito en tu maleta del carrito, te tocará esperar un tiempo indeterminado, (no creas que se aceleran), a alguien de seguridad para que confirme lo que tú llevas diciendo media hora. “Ahí va sólo un carrito doble”. Pero claro, a ver quien era el guapo (o la guapa) que dejaba pasar la oportunidad de pasar de nuevo la tarjeta.

A todo esto, queda decir que no llevábamos más piezas de viaje de los niños que el carrito. Nada de silla para el coche, hamaca o similar. Y que ante el nuevo “sobrepeso” que llevábamos con el carrito, la opción que nos dieron fue sacar una parte del carrito de la funda y facturarla sin más protección. Muy surrealista todo.

A grandes males, grandes remedios

Después de hacernos perder más de una hora, tiempo que habíamos calculado para, entre otras cosas, hacer cambio de pañal a los Minis y pasar relajadamente los controles de seguridad. Tuvimos que, literalmente, correr hacia la puerta de embarque. Y eso, gracias a que nos dejaron colarnos en las colas que había en seguridad. Mini A llorando, Mini C atacado ya de tanto esperar, y Mr. B y yo con cara de aún no me estoy creyendo lo que nos acaba de pasar. Encima no tienes tiempo ni de pedir una hoja de reclamaciones.

Llegamos a la puerta de embarque los últimos. Ahí nos encontramos con un personal muy amable que nos ofreció el ascensor para bajar a las pistas. Una vez en el avión, la azafata hizo todo lo que estuvo en su mano para que pudiéramos volar los cuatro en la misma fila.

¿Por qué no volvería a volar con Ryanair y con niños?

Como diría Joaquin Sabina, nos sobran los motivos. Porque volar con Ryanair y con niños pequeños es, en mi opinión, un deporte de riesgo no apto para personas que sufran de cardiopatías. Les falta mucha empatía y sentido común. Por no hablar del sentimiento de impotencia que te invade cuando ves que no hacen más que hacerte perder el tiempo a ti, que tienes un vuelo que coger. Sobra decir que juegan con esa ventaja. Sin importarles que tu bebé este llorando después del ratazo que llevas intentando facturar el equipaje y durante el que sólo saben ponerte trabas.

Vale que no quieran compensar kilos porque no puedan o porque no quieran. Pero hacer el numerito de llamar a seguridad después del rato que ya nos habían hecho perder, era completamente innecesario. Máxime teniendo a dos bebés en brazos todo este rato y con un vuelo de más de tres horas frente a nosotros. Y aún así, sólo me faltó abrazar al señor de seguridad que confirmó lo que yo ya sabía, que en la funda del Bugaboo solo había un carrito doble. Porque si ese señor, por cualquier razón, llega a decir que hay algo más, nos quedamos en tierra. No nos habría dado tiempo de seguir discutiendo. Ni tan siquiera de haber pasado la tarjeta, que es lo que creo que perseguían desde un principio.

Pues hasta aquí puedo contar. Quiero pensar que fue mala suerte y que topamos con personal que tenía un mal día. En cualquier caso no quiero dejar de compartirlo por si, al igual de ingenua que yo, te dispones a volar con Ryanair y con niños pequeños.

¿Has tenido alguna vez una experiencia similar? ¿Qué compañías recomendarías para volar con niños? Yo personalmente recomiendo Iberia. Jamás he tenido ningún estrés con ellos, sino todo lo contrario. Y ya son muchas veces las que he volado con ellos. ¡Todos muy amables!

 

 

Tags:

13 comments

  1. Vaya Ana… Yo no he volado apenas con ellos, pero el par de veces que lo he hecho, siempre la tienen liada con alguien… qué impresentables! Y qué poca empatía… con dos bebés a cuestas… increible, de verdad! Ponles una reclamación online o algo, no? Si además ahora con Ryanair el equipaje de mano va en bodega también… era pa haber sacado 4 cosas de la maleta y meterlas en una bolsa delante de sus narices… qué rabia, la verdad! Una cosa, y no podía mirar ella misma que solo iba el Bugaboo dentro de su maleta? Supongo que iba a pillaros (dando por hecho que teníais más cosas dentro) y multaros y haceros perder el vuelo, no? Pero vamos, que si ya te avisaba que solo podía ir el cochecito y veía que tú no sacabas nada… hay que tener mala leche,… en fin! Y esta mujer tan maja del mostrador de Ryanair, de que ciudad/país era? Es solo curiosidad? Un saludo!

    1. Hola Roseta!

      Pues española hija… esto nos pasó en Sevilla.

      Yo creo q si, q iba a pillarnos. Y la verdad, no se por qué no comprobó ella misma q no había nada más. Se lo dijimos, q mirara ella. Y dijo que llamaría a su supervisora porque hacía unos días no le habían dejado facturar un carrito de más de 25 kg. Claramente la chica no tenía mucho más que hacer ese día que amargarnos el viaje . ¡Que pena que haya gente así !

  2. Vaya mala pata y menudo estrés, si ya viajar con niños tan pequeños es estresante por sí solo… Yo facturo el carro (es un bee y nos los rompieron en el primer vuelo que hicimos con él, desde entonces siempre facturado) en la parte de equipaje especial (donde facturan las bicis, las tablas de surf y todo eso) y nunca nos lo han pesado ni medido ni nada de nada. A lo mejor es una opción para la próxima vez…
    Saludos desde Wolfsburg!
    Marian

    1. Hola Marian,

      gracias por tu comentario.

      Así es como llevábamos nuestro carrito. En su funda correspondiente. Efectivamente nunca antes habían reparado en el peso y mucho menos nos habían hecho pasar tal apuro enviándonos al de seguridad para que lo escanearan…

      A nosotros también nos rompieron una sillita de paseo en el primer vuelo y desde entonces la facturamos siempre. Pero esto fue con Norwegian…

      Un abrazo,
      Ana

      1. Lo nuestro fue también con Norwegian!!!! Y se portaron fatal, reclamamos incluso con abogado y pasaron de nosotros, tuvimos que comprar un chasis nuevo y el carro tenía un mes 🙁
        Desde entonces Norwegian vetada para nosotros.
        Yo te recomiendo Lufthansa, suele ser más caro, pero el servicio es excelente y la tranquilidad de si pasa algo (ya sea perdida o rotura del equipaje, retraso, incluso cancelaciones por mal tiempo), sabes que van a responder. Y el personal suele ser muy majo con los niños!
        Saludos

        1. A nosotros también nos ignoraron a base de bien. Les pusimos reclamación y hasta eso nos costó un trabajo horroroso. Nosotros estábamos estrenando carrito… un desastre vamos…

          Lufthansa esta muy bien, muy orientados al cliente. Lo malo es que no vuelan a todos los destinos y claro, al final te tienes que aguantar con lo que haya si quieres volar.

          Un abrazo!
          Ana

  3. Hola! Lo primero gracias por compartir la experiencia. Yo estoy embarazada y tb vivo en Alemania, estoy planteandome cuando viaje a España con la bb no llevar carro para evitar problemas, ya que por suerte nos prestan uno allí además de silla para el coche, y llevarla con una mochila de porteo al aeropuerto. Ryanair es lo que tiene, al ser tan económico tiene sus inconvenientes.

    1. Hola Marina,

      ¡enhorabuena por tu embarazo! Espero que te encuentres bien.

      Si tienes la opción de viajar sin tiestos, ¡mucho mejor! Te vas a ahorrar contratiempos y algún que otro disgusto.

      Es cierto que compañías como Ryanair son de bajo coste y es una razón de peso por la que muchos volamos con ellos. Por otro lado ,hay destinos que o los haces con ellos o no vas porque no existen otras combinaciones posibles. Pero en cualquier caso, creo que que ser baratos no les da derecho a montarte numeritos sin sentido y hacerte perder el tiempo a posta sabiendo que tienes que coger un vuelo.

      Al final es cuestión de suerte y de toparte con personal amable.

      Un abrazo!
      Ana

  4. Es un rollo, te tratan como borregos y pueden hacerlo cuando el destino elegido solo lo ofertan ellos.

    1. Hola M Jose,

      ¡gracias por tu comentario!

      Desde luego. Lo del servicio orientado al cliente no va con ellos. Parece que todo lo contrario. Van a ver como caldean al personal xD.

      Un abrazo!
      Ana

  5. Hola Ana! Yo estoy planteandome como hacer el primer vuelo a España con el carro… Tenemos el Joolz Day y con lo q vale no quiero arriesgarme a que nos lo rompan! Me puedes decir que maletas son las que se usan para proteger los carros? He visto en amazon unas bolsas como de deporte, pero me parece que eso no puede ayudar mucho… A ver si las que tenéis más experiencia me echáis un cable 😉 Gracias!!!

    1. Hola Carla,

      gracias por tu comentario y disculpa la tardanza en contestarte. Lo hago ahora a ver si aún te ayuda.

      Joolz tiene sus Joolz Travel Bag (https://my-joolz.com/shop/traveller/) para facturar el carrito sin miedo a destrozos. Nosotros la usamos unas cuantas veces el primer año y la verdad es que el carrito va muy protegido de golpes y de ensuciarse. Después puedes guardarla ocupando muy poco espacio.

      También puedes plantearte comprar una sillita tipo Maclaren o Yoyo. Esta ultima puedes incluso subirla al avión como equipaje de mano. Ambas se pliegas muy fácil y pesan poco. Para viajar son buenísimas.

      Espero que tengas un buen viaje y sobre todo que disfrutes de las vacaciones.

      Un abrazo,
      Ana

  6. Pues vaya. Y ahora con el cachondeo de los asientos aleatorios y claro yo con mi bebé en un asiento y mi marido en el fondo del avión.
    Yo tengo la silla YOYO + es plegable con medidas más pequeñas que una maleta de equipaje mano. La hemos comprado para que podamos subirla con nosotros dentro del avión pero como ahora Ryanair se dedica a bajar a la bodega las maleta equipaje mano si no compras prioridad y 2 equipajes, tengo miedo que vayan a bajar la silla del bebé.
    Qué malos son.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *