Dónde encontrar ropa de embarazada

ropa-de-embarazada

En la entrada anterior te contaba mi secreto mejor guardado de los últimos meses. Quiero aprovechar para, antes de nada, dar la gracias a todas las que me habéis escrito felicitándome. En los próximos meses seguiré contándote mis averiguaciones en el apasionante mundo de la maternidad en Alemania.  Cómo me encuentro y qué tal se vive esto de ir multiplicándose sin dejarse atrás ése “Yo” de antes de ser madre.

Dicho esto, te tengo que hacer una confesión ahora que ya no hay secretos entre nosotros. Qué poco favorecedora es la ropa premamá. Sé que no estoy descubriendo la pólvora y que la mayoría de vosotras pensáis lo mismo. Pero, ¿por qué? Vale que el tiempo de vida de la ropa de embarazada es corto pero, ¿nadie se ha puesto a pensar cuántas mujeres embarazadas hay y cuántos embarazos tienen a lo largo de su vida? ¿No es suficiente como para que alguna marca se apiade y haga ropa favorecedora a buen precio? Nos haríais un gran favor a todas aquellas que nos queremos seguir viendo monas a pesar del aumento de peso, sentirnos hinchadas, y la aparición de redondeces allí donde antes sólo había fibra. (Bueno, más o menos, tú ya me entiendes  😉 ).

Si también estás embarazada y te haces estas mismas preguntas, te cuento cómo sobrevivir sin terminar vistiendo como una abuela. Aprovecho para hacer un llamamiento a todas las madres: si sabes de alguna marca de ropa para embarazada que tenga diseños monos sin pasarse en el precio, hazme el favor de no guardártelo y compártelo con nosotras.

Bueno a lo que iba,

Ropa de embarazada aceptable según mi experiencia

H&M

Estamos de acuerdo en que la ropa de H&M es de poca calidad. Un par de lavados y pierde toda la gracia. Sin embargo, tengo que reconocer que en ropa de embarazada es una marca a tener en cuenta. Lo primero, porque si la ropa se estropea después de tres o cuatro meses, creo que con el uso que le hayas dado habrás recuperado la “inversión”. Lo segundo, es que tienen básicos que están bien, como las camisetas con frunce para la barriga o los vaqueros.

Mamalicious

Esta marca la descubrí en la categoría de premamá de Asos. Tengo dos pantalones tipo chinos que me compré cuando aún estaba trabajando para ir a la oficina. Me los he puesto muchísimo y aún están presentables, así que pienso seguir usándolos durante este segundo embarazo. También compré un par de camisetas con la manga al codo y con frunces para la barriga, de algodón. Son más caras que las que te decía antes de H&M, pero también de mejor calidad. El algodón es más grueso y no se da de sí fácilmente. Un buen básico.

Women Secret

Aunque no tienen tienda física en Hamburgo, puedes comprar online y te lo envían a Alemania. Además, suelen tener la segunda unidad rebajada así que es un buen sitio para aprovechar y comprar pijamas, ropa interior e incluso la bolsa del hospital para tu bebé en el caso de que no tengas ninguna. También me comentó una amiga que sacan alguna colección de bañadores pre mamá, aunque ésta aún no he conseguido verla online.

C&A

Confieso que no entraba en una tienda de esta cadena desde que quitaron una en Jerez, donde he vivido toda mi infancia. Sin embargo, estando embarazada de mini C entré a “bichear” un día y al final compré. ¿Por qué la incluyo en esta lista si no es ropa premamá? Porque aunque no tienen ropa de embarazada, (al menos que yo me haya dado cuenta), tienen ropa de cortes rectos y básicos para mujeres de tallas más grandes y a muy buen precio. La calidad no es peor que la H&M y es algo diferente. Yo tengo una rebeca de punto beige larga y un jersey de punto también finito que me puse mucho durante el primer embarazo y que me seguiré poniendo ahora porque siguen igual.

Enviedefraise

Una opción a tener en cuenta si buscas bañadores pre mamá. Tienen cosas monas y no muy disparatadas de precio 😉 .

¿Y el resto del vestuario?

Pues me apaño con ropa normal de las tiendas de siempre en una talla más si hace falta. Por ejemplo, chaquetas, abrigos, cazadoras, … Sigo comprando mi talla, ya que el embarazo no hace que se me ensanche la espalda. Cuando se trata de camisas, sigo usando las mías pero abiertas a modo de “rebeca” con una camiseta de las que te comentaba antes debajo. A mí me gusta que la camiseta quede larguita, a la altura de las caderas más o menos. Si eres una chica esbelta y estilizada pero con barriga, entonces estarás monísima, da igual a la altura que te quede.

Por último, no seas ingenua. La ropa de embarazada es muy probable que te la sigas poniendo aún teniendo a tu bebé en brazos. No digo que no haya alguna afortunada que se ponga sus vaqueros de siempre cuando salga del hospital, pero son las menos. Por lo tanto, mi recomendación es que no dejes de comprarte ropa dos meses antes de dar a luz por aquello de que después no la vas a volver a usar.

Otra cosa a tener en cuenta. Si tienes pensado dar el pecho, quizá te compense ir comprando ropa que después sea compatible con esta tarea. Partes de arriba que se puedan desabrochar o sujetadores de lactancia.

Gracias a una de nuestras fieles lectoras por el siguiente consejo. Si te toca lucir barriga en invierno y vives en Alemania, la posibilidad de llevar un abrigo abierto no se baraja. Pero que no cunda el pánico. No vas a tener que comprarte un abrigo XXL para no pelechar de frío. En este caso quizá te resulte útil el adaptador para abrigos Kumja. Además, si tienes pensado portear a tu bebé después, también podrás usarlo para ello 😉 .

Por último, aprovecha para comprarte (o que te regalen, que las embarazadas también cumplimos años) un buen bolso o unas gafas de sol chulas. En complementos te merecerá la pena invertir algo más, ya que ponértelos o no, no dependerá del tamaño de tus caderas.

Ya ves que aunque la ropa de embarazada sea un horror, siempre hay truquillos para ir mona sin dejarse la cartera. Así que, ¡no hay excusa para no ir mona! 😉  Yo he tenido la suerte de que más o menos me coinciden las épocas del año de estar embarazada y no voy a tener que comprar muchas cosas nuevas. Otro tema es que cuando he abierto la caja de la ropa del embarazo de mini C, hay cosas que no puedo ver más de tanto que me las puse. No sé ni por qué no las di directamente en su día antes de guardarlas. Pero ése es ya otro tema.

Un besote y hasta la próxima.

Tags:

2 comments

  1. No estoy de acuerdo, creo que ahora si que hay ropa bonita de premama. Por cierto, C&A si que tiene una linea de embarazada. Esprit tambien, pero me parece un poco carete. En Asos se encuentran muchas cosas interesantes y si tienes una talla mediana o pequeña, puedes apañar muchas partes de arriba comprando tallas mas grandes
    Un descubrimiento para mi fue el Kumja, es un adaptador que vale para culauier abrigo/ chaqueta. Y se puede usar tanto para el embarazo, como despues durante el porteo

    1. Hola Marta, gracias por comentar.

      Al final imagino que es cuestión de gustos… Personalmente prefiero mil veces comprarme un vestido normal en una talla más que uno de embarazada. ¡No me veo nada favorecida!

      Respecto a lo de Kumja no lo había oído nunca, así que me lo apunto y lo añado al post por si hay alguna embarazada que vaya a dar a luz en invierno o primavera y le pueda servir. ¡Gracias!

      Un abrazo,
      Ana

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *