Cómo evitar que tu bebé extrañe

evitar-que-tu-bebé-extrañe

Haz conmigo un ejercicio de imaginación. Visualízate dando a luz en un país que no es el tuyo, donde vives con tu pareja y sin familia cerca. Te queda por delante un año de excedencia por maternidad, lo que significa que aparcarás tu trabajo para cuidar de tu bebé las veinticuatro horas del día. Si continuas visualizándote con este panorama, podrás imaginarte que alguna vez, sólo de vez en cuando 😉 , te apetecerá salir a cenar (a solas) con tu pareja. Para eso podrás echar mano de algún amigo, o quizá contratar a una niñera, que se quede cuidando de vuestro bebé. Problema: tu bebé, que aún no va a la guardería y no está acostumbrado más que a estar con su padre y su madre, no quiere perderte de vista ni un minuto. Es decir, tenemos drama cada vez que hay un intento de fuga temporal de un par de horas con tu marido. 

A lo mejor no es la primera vez que te imaginas algo parecido. En mi caso empecé a visualizarla cuando dimos la bienvenida a mini C y era pánico lo que me entraba. Pero, ¿podemos influir en el comportamiento de nuestro bebé hacia los demás? ¿Cómo puedes evitar que tu bebé extrañe?

El sentido común me dice que estas preguntas no tienen una única respuesta. Dos bebés que han sido tratados igual desde su nacimiento, reaccionarán de forma diferente a extraños porque el carácter de estos bebés influye (y mucho). Aún así, hay ciertas pautas comunes.

La crisis de los ocho meses

Si eres madre, probablemente habrás oído hablar de las crisis de crecimiento o Wachstumsschub. Pues bien, éstas no son las únicas “crisis” por las que tu bebé irá pasando a lo largo de su primer año de vida. También está la crisis de los extraños, que suele comenzar en torno a los ocho meses. Es a esta edad cuando los bebés comienzan a ser conscientes de lo vulnerables que son y, por lo tanto,  no quieren perder de vista a esas personan que cuidan de ellos constantemente. Aunque suelen ocurrir en torno a los ocho meses, y no les ocurre a todos los bebés, pueden tener lugar hasta los dos años de vida de tu bebé.

Cómo evitar que tu bebé extrañe

No acapares

Permite que personas de tu confianza se acerquen a tu bebé. Hay padres que no se sienten cómodos permitiendo que otras personas cojan en brazos a sus bebés. Desde luego, éste no ha sido mi caso. Desde que mini C daba sus primeros paseos he permitido que estuviera en brazos de amigos y gente de mi confianza (mientras que él estuviera tranquilo, claro está). También noto mucha diferencia cuando venimos a España. En Alemania quedo con amigos y es raro que alguien te pregunte si puede coger al bebé. En España, además de que están sus abuelos y tíos deseando de cogerle en brazos, hay mucha más iniciativa por parte de amigos.

Permite que se quede al cuidado de tíos o abuelos

No siempre es fácil. O bien porque no encuentras a la persona adecuada, o bien porque directamente no te apetece dejar a tu bebé con nadie. Sin embargo, es un buen ejercicio tanto para la pareja (desconectar un par de horas del bebé) como para evitar que tu bebé extrañe (acostumbrarse a que sus padres no estén durante un rato no es ningún drama). No esperes al primer día de guardería para dejar a tu bebé solo con desconocidos por primera vez.

Iros de paseo con frecuencia

Obvio, pensarás. Me explico. Alemania es un país donde la mayoría de los niños comienzan la guardería al cabo del primer año, si no después. Además, gran parte del año el clima no acompaña para ir con el bebé al parque. O hace frío, o llueve, o a las cuatro de la tarde es de noche. Así que las oportunidades para salir de paseo no son tantas. Aún así, hay alternativas para evitar que tu bebé extrañe y comience desde el principio a familiarizarse con más personas, además de sus padres. Hay montones de cursos para madres con bebés (como PekiP Kurs), dónde podrás socializar con otras mujeres en tu misma situación. Además, tu bebé descubrirá que no es el único del universo, estará con más bebés y más madres, además de la suya. Simplemente quedar a tomar un café con amigos y dejar que tu bebé también interactúe con ellos y sus bebés, contribuirá a que tu bebé se vaya familiarizando con otros adultos.

Mini C es hijo único (aunque por poco tiempo) y pasa el noventa por ciento de su tiempo conmigo. Si tengo cita con el médico, allí va él. ¿Me duele la espalda y tengo que ir al fisioterapeuta? Pues allá vamos los dos. ¿Una sesión de peluquería? Pues tampoco se la pierde. No es que yo sea más fatiga que nadie. Es que muchos de estos comercios cierran antes de que Mr. B llegue de trabajar. Es por eso que el día que tengo la oportunidad de ir al cine o a cenar, dejando a mini C al cuidado de alguien, no quiero que se empañe porque se lleve un sofocón cuando no nos vea a su padre o a mí.

Cuando vuelo sola con mini C a España, por ejemplo, aprovecho para dejárselo a mis padres en la puerta de salida antes de recoger las maletas facturadas. Por unos minutos se queda solo con sus abuelos tras uno o dos meses sin verles (los ve casi a diario por video llamadas de móvil, que digo yo que algo hará). No te voy a decir que se quede tocando las palmas porque no es verdad. Pero tampoco llora. Igualmente lo he podido dejar con amigos mientras iba al cine en Hamburgo. No se si a ti te pasa igual, pero saber que en caso de necesidad puedo dejarle con alguien sin que eso suponga un drama, me da mucha tranquilidad.

Creo que una parte importante para evitar que tu bebé extrañe es que desde el principio se relacione con más personas además de sus padres.Si tienes la suerte de tener a familiares cerca esto te resultará mas fácil, pero no es la única forma. Invitar a amigos a cenar a casa o llevar a tu bebé a las cenas en casa de tus amigos también te ayudará en esto. A mi me ha funcionado, de momento. Si las tornas cambian prometo contártelo también 😉 .

Y tú, ¿cómo lo has hecho con tu bebé? ¿Se te ocurren más formas para evitar que tu bebé extrañe?

Tags:

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *