Aprender alemán con éxito
aprender_alemán_con_éxito

Aprender alemán con éxito

Aprender alemán con éxito es uno de los grandes retos a los que todos nos enfrentamos cuando decidimos venirnos a vivir a Alemania. A menudo surgen dudas como si seremos capaces de aprenderlo o cuánto tiempo tardaremos en hablarlo. Hoy te cuento mis trucos para aprender alemán. Lo que considero que ha sido clave en mi evolución y lo que no volvería a repetir si empezara de nuevo desde cero. Si estás con dudas sobre si empezar con este nuevo idioma, no te despegues de la pantalla.

¿Hay una edad máxima para aprender alemán?

Mi opinión es que NO. Siempre que haya ganas y seas capaz de sacar tiempo para ello de forma continua, notarás los avances. Estamos hablando de aprender alemán a un nivel que sea posible comunicarte. Entender y hacerte entender. Si tu meta es escribir novelas en alemán, entonces puede que sí sea más complicado.

Yo comencé a aprender alemán con 28 años. En aquel momento me veía super mayor para empezar con un idioma tan complicado desde cero. Ahora, siete años más tarde, veo que esas dudas no tenían fundamento.

¿Qué es lo más difícil de aprender alemán?

El alemán es un idioma difícil, pero ni mucho menos de los más difíciles. Una de las ventajas, es que se habla como se escribe. Por lo que una vez que controles la fonética, podrás leer textos correctamente aunque no entiendas del todo lo que significan. Para mí, viniendo del sur de España, lo más difícil ha sido conseguir una pronunciación decente. Sobre todo en cuanto a las Umlaut (diéresis). Otra de las dificultades es aplicar de forma correcta la declinación de las palabras. Artículos, nombres, adjetivos… Al principio esto se me hizo un mundo. Hasta que me di cuenta de que los propios alemanes cometen fallos a menudo con esto, y me relajé.

Hablar alemán correctamente y sin fallos es muy complicado. Alcanzar un nivel aceptable es más que posible. Una vez que superes el nivel B1, sabrás gramática suficiente para expresarte, sin muchas «florituras». Aprender vocabulario se va consiguiendo a base de leer, ver la tele en alemán y en definitiva, practicar el idioma con todo el que se cruce en tu camino.

Me da vergüenza hablar alemán en público

A ver, con vergüenza no se llega a ningún sitio. Entiendo que al principio más de uno se sienta inseguro. Pero si hay una forma de no avanzar en el aprendizaje de un idioma, ésa es no practicándolo. Aquí hay que aprender de los alemanes. Ellos aprovechan la mínima oportunidad para hablar español conmigo. Y reconozco que a veces es un pequeño castigo porque cuesta la vida seguirles. Pero ellos no se vienen abajo y eso es digno de admirar.

A mí al principio también me daba apuro. Sobre todo si estábamos en una ronda y había más de uno escuchando. Pero en general, los alemanes son muy respetuosos en este sentido y no suelen hacer bromas si te equivocas. Más bien al contrario. Hacen un esfuerzo por entenderte y te ayudan si ven que te atrancas. Uno de mis trucos para aprender alemán que me ayudaron mucho en los comienzos, si hablas algo de inglés, es entremeter palabras en inglés que no conozcas en alemán. A menudo, las palabras en inglés y en alemán son similares y con gran probabilidad conseguirás hacerte entender.

Aprender alemán rápido

El tiempo es oro y todos queremos las cosas y las queremos ya. Sin embargo, mi experiencia es que el aprendizaje de un idioma necesita de tiempo. No hay trucos mágicos para aprender un idioma en dos días. Aunque asistas a cursos intensivos de 4 ó 5 horas diarias, al cabo de algunos meses necesitarás un descanso para asentar todo lo que has aprendido. Yo hice dos cursos intensivos de los niveles A2 y B1. En total fueron unos cuatro meses si no me falla la memoria. Después hice una pausa como de cuatro semanas. Con mucho miedo porque pensé que se me olvidaría todo. Pero no fue así. A la vuelta empecé el nivel B2 con más ganas y con todo lo aprendido anteriormente mucho más asentado.

Hablar, hablar, hablar…

Como ya te decía, practicar el idioma es fundamental para avanzar. Al principio hablas a la velocidad de las tortugas. Con pausas eternas buscando las palabras. Sintiendo que aburres a todo el que se cruza en tu camino y amablemente te saca un tema de conversación. Que no te importe. No caigas en la tentación de cambiar al inglés o al español por aquello de que no se aburran. Un truco para aprender alemán que también usé mucho en mis comienzos, fue hablar alemán con extranjeros que hablaran mejor que yo. Me resultaba más fácil entenderlos y me daban menos vergüenza porque sabía que ellos entendían que no hablara bien del todo.

¿Cuánto cuesta aprender alemán?

Aprender alemán puede salir bastante caro. Las academias cuestan un dineral y no todo el mundo dispone de estos recursos. Pero siempre hay alternativas o ayudas que debes conocer si te dispones a aprender alemán en Alemania:

El objetivo de mucha gente que se dispone a aprender alemán es oder insertarse posteriormente en el mercado laboral alemán. Si este es tu caso, podrás desgravarte los costes del aprendizaje del idioma en tu primera declaración de la renta. (No soy asesora fiscal, así que no te puedo contar los detalles de cómo hacerlo. Pero que se puede hacer, sí).

Aquí en Hamburgo, por ejemplo, hay programas para aprender alemán de forma gratuita si estás dado de alta como demandante de empleo. También es posible que te devuelvan los importes pagados por los cursos de alemán una vez que hayas llegado a un nivel determinado.

Si estáis interesados en conocer más detalles de esto. Déjame tu preguntas en comentarios y lo investigo.

Mejorar la pronunciación en alemán

Para mejorar la pronunciación a la hora de hablar alemán es fundamental escucharlo. Ver series, películas y programas, todos en alemán pero con subtítulos, ayuda bastante. Da mucha pereza al principio. Pero a todo se acostumbra uno y pienso que es una forma de aprender un poco más inconsciente y con muy buenos resultados.

Leer libros infantiles o ver dibujos animados en alemán

No, no se me ha ido la cabeza. Si estás a prendiendo alemán y te haces con un libro tipo novela para ampliar vocabulario, seguramente desistas a la segunda página. Si es que llegas tan lejos. Sin embargo, si tomas el cuento de tu Mini (o un Mini ajeno) y le echas un vistazo, con total seguridad reconocerás un montón de palabras y te será mucho más fácil identificar las demás. Las probabilidades de que termines el cuento son mucho mayores que las probabilidades de que termines la novela ;). Lo ideal es que averigües el significado de las palabras que no conoces a partir del contexto.

En la misma línea puedes probar a ver dibujos animados en alemán. Hablan más despacio y con una gramática más sencilla. Te será más fácil seguir el hilo.

Mi experiencia

Cuando yo empecé a aprender alemán, el idioma que por aquel entonces usaba para comunicarme con Mr B era el inglés. Una vez que empecé a trabajar en Alemania, resulta que en el trabajo apenas necesitaba el alemán. (Pero ojo, porque la entrevista sí que me la hicieron en alemán. Estas cosas pasan en Alemania). Así que pronto me di cuenta de que debía de cambiar algo o terminaría olvidando todo lo que hasta el momento había aprendido.

Fue entonces cuando cambiamos el idioma en el que nos comunicábamos Mr B y yo. Empezamos a hablar alemán entre nosotros. Al principio reconozco que fue un castigo. Después de estar todo el día en el trabajo hablando inglés, volver a casa y tener que hablar alemán era como si me dieran con un martillo en la cabeza. Admito que a veces no hablaba por no tener que pensar. Pero creo que fue importante no desistir y continuar con el propósito de comunicarnos en alemán. Estoy segura de que esta decisión fue clave para que hoy en día hable alemán con fluidez y usando «expresiones coloquiales alemanas».

Pues estos son mis trucos para aprender alemán. Hay que decir que no los he aplicado todos a la vez. Una vez me he centrado más en las clases, otra vez más en leer cosas infantiles para después ir poco a poco subiendo el nivel. Además de hincar codos, la actitud, como todo en esta vida, es fundamental. Si tienes claro que quieres aprender alemán, ponte metas y ve a por ello. En seis meses puedes, si te pones en serio y vives en Alemania, puedes tener un nivel más que suficiente para desenvolverte. No te subestimes y lánzate a hablarlo con todo el que se cruce en tu camino. Y recuerda que aunque si te lo tomas en serio verás avances rápido, se trata de un aprendizaje que lleva su tiempo.

¿Qué te ha ayudado a ti para aprender alemán? ¿Has aplicado alguno de los que yo menciono?

Deja un comentario

Cerrar menú
×

Carrito